domingo, 6 de agosto de 2017

Los problemas del Servicio Civil. Persistencia y falta de medidas (Parte 1)

Desde el año 2001, cuando el Gobierno de Transición designó  una Comisión Multisectorial encargada de estudiar y elaborar un informe sobre la situación del personal de la administración pública se identificaron una serie de problemas; que muestran su persistencia en el tiempo, a pesar de las modificaciones normativas realizadas y los intentos de reforma que se han promovido. 

De manera general, estos problemas podrían resumirse en el siguiente listado:

  • Crecimiento inorgánico y no planificado del número de servidores y del gasto asociado a compensaciones económicas.
  • Multiplicidad de regímenes, reglas y fuentes normativas. Co-existencia de servidores con diferentes condiciones en cuanto a ingreso al servicio, derechos, estabilidad en el empleo, despido, obligaciones y disciplina.
  • Limitado reclutamiento de profesionales altamente capacitados para posiciones directivas.
  • Co-existencia de servidores con sistemas remunerativos diferentes.
  • Inexistencia de sistemas de gestión del rendimiento (evaluación) y de políticas o programas de capacitación.

1. Crecimiento inorgánico y no planificado del número de servidores y del gasto asociado a compensaciones económicas.

En promedio, del 2004 al 2014, ingresaron cerca de 40.000 personas al año, a trabajar al sector público. En dicho período, el gasto en personal aumentó en alrededor de S/1.000 millones por año. 

Mientras que el 2004 habían cerca de un millón de servidores civiles, para el 2014 ya existían un millón cuatrocientos mil. En el 2014, el gasto de personal fue superior a los S/38.000 millones, frente a casi S/22.000 millones en el 2009. Esto implica un crecimiento de más del 72% en cinco años.

Del 2009 al 2016, el número de servidores con contrato CAS pasó de 157,000 a 275,000. En el mismo período, el gasto de las compensaciones económicas para este grupo de servidores pasó de 2,213 millones de soles en el 2009 a 7,742 millones en el 2016. Por otro lado, a diciembre de 2015, los locadores de servicio eran no menos de 150,000.

Como se puede apreciar, las normas, políticas y acciones sobre el servicio civil no han tenido impacto en enfrentar el problema. Probablemente esto ha ocurrido porque no ha habido mayor planificación sobre el desarrollo general del servicio civil (en cuanto a número de servidores y gasto asociado), ni supervisión sobre las entidades, ni enforcement de las reglas de contención establecidas.

No parece existir en el sector público preocupación sobre este tema. Por el contrario, pareciera que las entidades están viendo el tránsito al nuevo régimen del servicio civil, como una oportunidad para promover el crecimiento del número de servidores civiles y del gasto asociado a ellos. Esto se puede apreciar de la documentación elaborada por las entidades que se encuentran en proceso de tránsito.

1 comentario:

  1. Me parece bien que el comentario efectuado se fundamente en cifras estadísticas, las cuales por cierto serían mejor vistas, si se señalan sus fuentes. No se si al final del comentario, se brindarán conclusiones, pero me gustaría que el comentario tome en cuenta, con cifras estadísticas, el numero de servidores y funcionarios públicos que nuestra población necesita. Es decir que se ha manifestado que el numero de estos se ha incrementado, pero lo que no se dice es si esa cantidad incrementada es suficiente, insuficiente o excesiva en relación al crecimiento poblacional. Lo que si percibimos la población en general que los servicios brindados por un porcentaje (tampoco sabemos con exactitud las cifras estadísticas el nivel de este parámetro) de servidores y funcionarios públicos, salvo honrosas excepciones, es deficiente.
    Esto creo ayudará a desenmascarar las pretensiones de incrementar personal por parte de los gobiernos y funcionarios de turno favoreciendo indebidamente a sus partidarios.
    Evidentemente, el SERVIR debería contribuir a que los problemas señalados se vayan corrigiendo, proponiendo su mayor participación en el cumplimiento de los fines para los que fue creado y sobre todo asumiendo una posición más firme y valiente para que no se exima o exonere a ningún tipo de servidor o funcionario público de los alcances de la Ley del Servicio Civil, porque nadie tiene corona y no es bueno "favorecer" a algunos porque crea descontento en los demás. Gran parte de los conflictos nacionales se basan en crear privilegios para unos en desmedro de otros.

    ResponderEliminar